web inca rail
Cultura

¿Te fuiste solo al Cusco?

¿Te fuiste solo al Cusco?

Aquí te damos 6 consejos para que aproveches tu tiempo al máximo en la capital de los incas.

 

Dicen que viajar solo es una excelente oportunidad para conectar mejor con nosotros mismos y con gente nueva que cruza nuestro camino durante el viaje. Aquí te daremos algunas pautas para que tu viaje a Cusco sea una experiencia genial y gratificante.

 

Caminata tradicional

Caminar en solitario por las calles del tradicional barrio de San Blas en la ciudad de Cusco puede ser una experiencia muy especial si te detienes a mirar la arquitectura de sus casonas y te animas a entrar a su iglesia con su majestuoso altar dorado. Puedes subir hasta su campanario y apreciar agradables vistas de la ciudad desde lo alto.

 

Conoce mejor nuestro pasado artístico

Un museo es siempre un lugar perfecto para visitar cuando viajas solo porque no dependemos del tiempo de otros para indagar en lo que nos ofrece.  El Museo de Arte Precolombino (MAP) y su fabulosa colección cuenta con diez salas muy bien curadas para aquellas personas que quieren tener un panorama bastante completo del arte producido por nuestros principales pueblos milenarios.

 

Y antes de Machu Picchu…

Si piensas viajar solo hacia Machu Picchu, organízate para dar una buena caminata por el pueblo de Ollantaytambo.  Luego de subir a su sitio arqueológico, pasea por su mercado de artesanías y tómate un café o almuerza en el El Albergue, ubicado dentro de la estación de trenes de Ollantaytambo. ¡La vista de las mesas que miran hacia las vías del tren es muy particular!

 

Un mercado, un mundo

Si estás viajando solo, dedícale unas horas al colorido Mercado de San Pedro. Allí encontrarás desde comida típica hasta las más variadas artesanías locales.  Si comprar no es lo tuyo, la experiencia sensorial que tendrás te sorprenderá.

 

Un trago y una conversación

Cuando viajamos solos por una ciudad nueva, un acogedor bar es siempre un lugar interesante de visitar. En la calle Santa Catalina Ancha puedes hacer una parada en el Museo del Pisco, lugar dedicado a preparar tragos en base al conocido destilado peruano donde seguramente habrá gente abierta a una buena conversación.

 

¡A caminar y aprender!

Si te anima hacer un treking a poco tiempo de la ciudad, a unos 20 minutos a pie desde las conocidas ruinas de Sacsayhuamán, se ubica el Balcón del Diablo. Se trata de una roca gigante que fusiona naturaleza y arquitectura Inca. Puedes hacerlo tomando un tour para que comprendas mejor la cosmovisión andina.

 

 

Cusco puede ser una ciudad muy agradable para viajar solos si encontramos los lugares y momentos adecuados. Solo necesitas ganas, buena actitud y mucha curiosidad

COMPARTE EN :

Idioma: